martes, 11 de marzo de 2008

Va a ser el riego

Por razones de índole familiar que no vienen al caso, desde el mismo lunes estoy pasando largas tardes en el hospital de Guadarrama, en una habitación con excelentes vistas a esta nuestra (mientras no se urbanice definitivamente) sierra. Es un lugar en el que el pensar, y reflexionar se convierte en una actividad muy recomendable, y como no puede ser de otra forma, dado que el Hospital de Guadarrama es un hospital geriátrico, uno se contamina de la terminología que le rodea y allí se oye hablar mucho de que este o aquel problema, este o aquel comportamiento, ésta o aquella enfermedad son cosas que vienen determinadas por problemas de riego, sanguíneo al cerebro entiéndase bien. Y me he preguntado yo, si lo que pasó el domingo no se deberá también al riego. O al empedrao, o a que el Pisuerga pasa por Valladolid, o a los árbitros, pueden haber sido los árbitros, mira que son malos los árbitros, pueden haber sido muchas cosas, pero vamos a quedarnos una que sea atractiva, que dé titulares: el tsunami bipartidista. No hemos las cosas mal, que va, eso es un infundio, la culpa es de otros. Nosotros hemos hecho las cosas ferpectamente.
Hace tres legislaturas, con Julio Anguita como coordinador, se obtuvieron 22 actas de diputado para conformar el Grupo Parlamentario Federal de Izquierda Unida. La ley electoral, que yo sepa, era la misma y si no recuerdo mal la campaña que hizo el PSOE parecida a esta apelando al voto útil, haciendo contínuos llamamientos al miedo que producían ellos, puede, no recuerdo bien, que fuera la campaña del doberman, pero si no lo fue pudiera haberlo sido, porque es una constante del PSOE el hacernos OPA's hostiles, con apelaciones a una fantasmagórica casa común de la izquierda, en la que un servidor no tiene cabida, es más no piensa buscarla. Claro que la gente que votó el proyecto de Iu sabía lo que votaba, había un programa a defender, el famoso ¡Programa!, ¡Programa!,¡Programa!, denostado, y ridiculizado, hasta la exageración por los medios cercanos a Ferraz. Se nos acusó, se acusó al coordinador, de forma inexacta, o al menos poco rigurosa, de hacer una pinza, con el Pp , por el incuestionable hecho de que coincidíamos en denunciar que los gobiernos de Felipe González estaban manchados por la corrupción y los crímenes de Estado, si bien la derecha conservadora liderada por el señor Aznar, lo hacía de una forma absolutamente oportunista, porque a ellos los asesinados por los GAL les importaban un bledo, y de hecho, en petit comite, lo que más criticaban era la forma chapucera en la que los policías Amedo y Domínguez, habían organizado el operativo, no en el hecho en sí mismo. De nada importó que en el periodo 1993-1996, último del señor X como presidente, el grupo parlamentario de Iu con 18 diputados, entre los que estaba por cierto Diego López Garrido, apoyó todas las iniciativas legislativas de carácter progresista que lanzó el gobierno, otra cosa es que el gobierno, que, como hace siempre el PSOE, prefirió apoyarse en CiU que en nosotros, fuese escasamente progresista. No hubo pinza de ninguna clase, como tampoco hubo, aunque me imagino que por coherencia se hubiera declinado, intento ninguno por parte del PSOE de haber llegado a algún tipo de acuerdo parlamentario o de gobierno, recordemos, que entre ambos (159+18) se llegaba a la mayoría absoluta, pero eran los tiempos en los que, despectivamente, con don Alfonso Guerra a la cabeza nos llamaban, despectivamente, "esos comunistas de iu". Si alguien de mis avispados, y supongo que numerosísimos lectores, piensa que soy un nostálgico de aquellos tiempos, ha acertado de pleno, por más de que no soy nada partidario de aquello de Cualquier tiempo pasado fue mejor. Sin serlo, nadie puede negar que aquella Iu , de la que los Comunistas, y no sólo el PCE porque había muchos comunistas sin carnet, eramos la columna vertebral de un proyecto que habíamos contribuido a crear de forma decisiva, y al que habíamos aportado todos los medios humanos y materiales (hipotecados en este momento para hacer frente a las deudas de Iu). No tardó mucho el PSOE, ése para algunos partido hermano, en lanzarnos un torpedo de grueso calibre con la cara de Diego López Garrido, para impulsar el proyectil, este trepa arribista de la peor especie, pero al que no conocía prácticamente nadie, necesitó de alguien con prestigio dentro de la izquierda, y encontró a una, quiero creer que, ingenua Cristina Almeida.
Hay, lo había hasta este domingo, un argumento que me invitaría a una sonora carcajada de no ser porque termina poniéndome de una notable mala leche: "Tenemos más influencia con cinco diputados que la que teníamos con 22". ¿Y dónde está esa influencia? Hemos acabado influyendo en el PSOE de una forma muy curiosa, asumiendo los postulados del propio PSOE. Así influir está tirado, recuerda el chiste aquel en el que se encuentran dos amigos y comienzan a hablar de lo podrida que está la sociedad moderna:
-¡ Y que lo digas. Exclama uno de ellos y añade:-Ayer iba por la calle, y vi como cuatro tipos golpeaban a un anciano indefenso. Inmediatamente preguntó el otro:-¿Y tu que hiciste?, a lo que contestó el otro amigo con pasmosa naturalidad:- Lo natural, lo lógico, me metí por medio. -¿Y... que pasó?, inquirió su interlocutor con indisimulada ansiedad. Sin mover un músculo la respuesta fue contundente:-Lo normal, entre los cinco le dimos una paliza de muerte. ¿Alguien es capaz de indicarme dónde ha estado la dichosa influencia de la que tanto se hace gala?. ¿En aprobar una ley de dependencia, a mi juicio una buena ley que conste, en la que al final ha estado de acuerdo, aunque de forma electoralista, el propio Pp? ¿En la más que descafeinada ley de memoria histórica? ¿Hemos tenido alguna influencia en que los proyectos educativos del PSOE sigan contemplando la existencia de educación concertada? No mis inteligentes lectores, en estos cuatro años no hemos tenido influencia ninguna. Ni siquiera se ha llegado a comenzar a estudiar la necesidad de modificar la ley electoral, algo en lo que la sociedad parece estar de acuerdo. En algunos momentos el gobierno nos ha utilizado con descaro para hacer de ariete. Ha hecho pasar nuestras propuestas como radicales, para sacar con más facilidad las suyas. En definitiva nos han tomado el pelo y no hemos podido evitarlo.
¿Y como evitarlo, preguntaran, algunos?. Evidentemente con cinco diputados en el Parlamento, y , lo que para mí es muy importante, escasa o nula influencia en la calle, en los movimientos ciudadanos, en los movimientos estudiantiles, en los sindicatos y en todas partes, y esto también tiene mucha importancia, yo diría que ha sido decisivo, a la hora de buscar razones para el continuado declive de nuestro movimiento sociopolítico, que es lo que debería ser, no un entramado electoral únicamente capaz de movilizarse cuando hay una cita electoral.
Cuando en 1986 se constituye la Plataforma de Izquierda Unida , se habla solamente de un acuerdo electoral en el que junto a los comunistas del PCE y PCPE, participan los socialistas del PaSoc (antiguo PSOE histórico), Izquierda Republicana, la Fedración Progresista ( Ramón Tamames) y el Partido Carlista.Inexplicablemente, debido , hay que suponer, de un gran desconocimiento de lo que se trataba, entra en este momento inicial una secta llamada La Comunidad que se había disfrazado con el nombre de Partido Humanista.
Quizás hubiera habido que quedarse ahí, pero la extrema debilidad de las agrupaciones no comunistas de la plataforma, que apenas aportaban otra cosa que no fueran siglas, y algún nombre, hicieron que el PCE una vez que hubo fagocitado a la mayoría del PCPE, de forma poco clara me pareció a mí, estableció una estrategia destinada a echar el resto en Iu buscando crear un movimiento sociopolítico, que pudiera atraer a ese segmento de la izquierda desencantado con la política atlantista y neoliberal de Felipe González. El peso político del PCE (¡Que error, que inmenso error!) fue difuminándose en Iu, y hoy hay federaciones, Iu-CAM sin ir más lejos, en el que ser militante del PCE es visto con cierto recelo por la dirección regional. Incluso hay asambleas de la Comunidad de Madrid en las que los comunistas del PCE, o han sido expulsados de Iu, o han tenido que marcharse. Fué sintómatico que en la primera intervención de Gaspar Llamazares, trás echar la culpa de todo al dichoso tsunami bipartidista, habló de las sensibilidades que conviven en Iu, de lo rojo, de forma genérica, y lo verde, citando expresamente lo ecologista y lo pacifista de este movimiento, pero en ningún momento a los comunistas de Iu, como si fueramos unos apestados de los que hay que avergonzarse.
Pero hay que mirar para adelante, tenemos trabajo, tenemos que poner en marcha el PCE, y nos va a costar despues de tanto tiempo de inactividad, y desde ahí abordar una profunda reforma de Iu, que consiga volver a convertirla en una fuerza política con influencia en sindicatos y movimientos sociales, con poder en la calle, un poder que podamos hacer valer, más allá del que no tenemos en el marco institucional. Intentar, y sé de sobra que es muy complicado, ser una potente organización de masas capaz de poner en dificultades a un gobierno del que, apoyado por CiU, pocas medidas progresistas podemos esperar en el terreno de lo social y ninguna, más allá de la beneficencia, en el terreno de lo económico, donde la política de las grandes cifras macroeconómicas será la gran estrella, sin atender al microdato que supone la economía de cada cual. Temo mucho, pero mucho, al PSOE. Nos la ha jugado demasiadas veces.

16 comentarios:

SPOOK dijo...

Mi estimado Javier
Poco puedo aportar hoy a su comentario, aparte de envidiar la contemplación de su sierra.
Hace tiempo que abandoné la militancia partidista y de momento no encuentro en ningún partido suficiente motivación para variar mi decisión. Por ello me abstengo de comentar sobre IU.
Deseo, no obstante, hacerle llegar mi felicitación por su artículo.
Un acertado resumen de las desafortunadas peripecias sufridas por el PCE e IU y un mejor programa de actuación.
Ayer mismo coloqué un comentario en otro blog recordando que :” Los partidos de izquierda, muy especialmente el PCE fue muy activo en asociaciones de vecinos, hizo trabajo político en CCOO (y otros medios) hace 30 años, hoy los ha abandonado, el polvo de la calle ensucia las alfombras del parlamento.”.
NO, no es tan difícil ser una potente organización de masas, lo que ocurre es que es más brillante pertenecer a la aristocrática vanguardia de las masas. He tenido y tengo trato con políticos, de derecha e izquierda, y la mayoría desprecian al ciudadano incluso se les llena la boca desdeñando la incultura política de "la masa".
Hablando en términos amplios es cierto que todos los políticos son iguales (en todos los partidos hay buena y mala gente) la diferencia está en la práctica política de cada partido, la diferencia no está en los políticos sino en los votantes de cada partido. Estos son los que definen las opciones políticas del partido que espera su voto.

Escribe usted, muy acertadamente ”con poder en la calle, un poder que podamos hacer valer, más allá del que no tenemos en el marco institucional. El poder de la calle ahí está, a disposición de los políticos, de los políticos con capacidad de aceptar las exigencias de la calle.

olgahumanista dijo...

Interesante reflexión sobre la izquierda.
Aunque sin razón a la hora de criticar al Partido Humanista. Bueno, no lo criticas, directamente le pones una etiqueta descalificadora, además de inexacta.
El Partido Humanista tiene entidad propia, no es disfraz de nada (ese punto de vista está cargado de mala fe). La Comunidad también tiene entidad propia.
Estás en tu derecho de que no te guste nuestro partido (a mí tampoco me va mucho la onda del PC, cada uno tiene sus afinidades), pero no entiendo esa manía de alguna gente del PCE de querer desprestigiar a los humanistas, qué se gana con ello...
En Chile, Partido Humanista y Partido Comunista se han unido y han formado el Juntos Podemos (quedó como tercera fuerza en las últimas elecciones, si no recuerdo mal). Además eligieron al lider del PH como candidato presidencial.
Si los comunistas y humanistas chilenos se entienden y colaboran(igual que en Argentina, Paraguay, República dominicana, etc.), qué pasa con los españoles?
...Que los humanistas españoles no tenemos la peste y somos tan secta como lo podáis ser vosotros.

Freia dijo...

Siempre he enviado tu capacidad de análisis en general y político en particular.
Redonda entrada a pesar de ese posillo de decepción que pulula escondido por él.
A ver si va a ser el riego... por aspersión.

Selma dijo...

Me uno a Freia para expresar mi admiración por este análisis Bolche, muchas cosas las ignoraba, gracias por ilustrarme.

Pero pasado el monumental disgusto, creo que debemos continuar y no desfallecer...

Un beso Bolche.

Gracchus Babeuf dijo...

¿Es cierto lo de Chile? Porque yo creo que todo puede llegar a ser posible.

El comunismo es muy humano, pero no somos humanistas. El marxismo no es un humanismo, parafaseando a Sartre.

fritus dijo...

Apreciado Bolchevique: Felicidades por su blog en general y por su fino analisis de la situación en particular. Lo que ha expuesto claro es irrefutable y lo que requiere pensar aún lo estoy fagocitando. Si estos sres. de la casa común acaban pactando estructuralmente con el ex-monaguillo racista de Duran i LLeida, como todo indica, cuente con mi voto y mi proselitismo.

Un saludo

Dardo dijo...

Mucho ánimo por la Sierra. Y espero que vaya lo mejor posible.

Yo le voy a decir como yo veo el asunto IU; desde fuera de la izquierda. Mire, Javier, el video -ese donde salía quemando don Gaspar clon una foto del Jefe del Estado y familia-(retirado sobre la marcha) ha sido el zenit de toda una pose que no puede conectar con un electorado que en su gran mayoría se siente burgués. Tal vez por ello camuflaron Vds. las siglas PCE en IU. ¿Por qué no prueban a llamarse neocomunistas (para diferenciarse de la praxis comunista, pero sin abdicar de la teoría) ?.

Me parece que lo hemos discutido hasta la saciedad. Los esencialismos requieren un plano abstracto donde no se situa el común. Los problemas se ven y se sienten en un plano más concreto que tienen que ver con el bienestar.

Yo no digo que legítimamente no se pueda aspirar a cambios estructurales; lo que me pregunto es si el electorado está maduro para ello. Mientras no sea así; tal vez fuera más conveniente pulsar la voz (las voces)de la calle. Hacerse vehículo de estos problemas (que los hay a raudales).

Me creerá si le digo que Anguita me resultaba de lo más estimulante (y no por ninguna pinza); por esa pose de profesor y esa serenidad de su palabra.

Ciertamente hicieron un mal cambio.

Lo de la ley electoral. Si no recuerdo mal; todos estaban de acuerdo con ella allá por el principio de la transición. Me gustaría verlos en situación más boyante y ver si los restos les ayudaran que dirían.

Mire, yo en este último, soy partidario del sistema inglés. Diputados por distritos ganados por mayoría. De paso conoceríamos a nuestros diputados directos (los de nuestro barrio).

Un abrazo.

Claudio, María, José Luis, Rafa, Raquel.. y un creciente etcetera dijo...

El psoe os come todo el electorado y vosotros seguis pactando con ellos.
Lo visteis en Villalba donde os usaron, os usan en Galapagar, os usaron en la comunidad de Madrid..y a vosotros os gusta.

Sois la marca barata del PSOE. Obras son amores y sois capaces de pactar con Falange (en Galapagar ) con tal de ganar un sueldito por 4 años y pese a hacer desaparecer a IU.¿ quienes son los burgueses?

SPOOK dijo...

Dardo escribe:
” un electorado que en su gran mayoría se siente burgués”
Es resultado de algún estudio o ha tenido usted una revelación del espíritu??
Le admito que la mayoría, la inmensa mayoría aspiran a ser burgueses que es muy diferente. Aspiración que únicamente unos poquitos podrán lograr resultando frustrante para el resto.
Esta frustrante oferta es la promesa del neo-liberalismo, el capitalismo popular.
Mire usted, por definición es IMPOPSIBLE que todos puedan ser burgueses, por ello las promesas del PP son un engaño defendido con vacuos argumentos populistas.
Y en el caso español con la connivencia de la iglesia asustando a los viejitos/as con el infierno eterno si no votan al PP.

Y usted habla de madurez del electorado?? Usted que defiende una doctrina de ovejas y pastores, usted que defiende una educación que adoctrine a los niños en la irracionalidad de no_expliaciones mistéricas.
NO, no es la madurez del ciudadano el interés del PP y sus obispos cómplices. La madurez y autonomía personal del ciudadano usted sabe que es la desaparición de los populismos populares y de las iglesias.

Por ello intentan eliminar la educación integral de la persona, por ello promueven una educación acrítica exclusivamente técnica en función de las necesidades del mercado.
Algo consiguen, dificultan que el ciudadano reconozca la evidencia.
Pero la relidad se impone a la mendacidad pupulista: el bienestar social únicamente es posible en un sistema socialista con economía de mercado.
La maduración necesita luz y calor, el calor de la razón y la luz de la libertad.

Dardo dijo...

Unas precisiones para aclarar erróneas interpretaciones:

Que yo sepa "sentir" no es sinónimo de "ser". Alguien puede "sentirse" burgués sin "serlo".

"Sentir" es experimentar sensaciones. Y el "consumo" es una vía (falsa o no) de experimentar ser de clase media (¿falsa ideología sería esto?).

Una cosa es "la clase" y otra "la posición de clase" que no tiene por qué coincidir. Una cosa es estructural, otra coyuntural.

Yo no he negado el "conflicto". Para el propio Marx la clase social no existe, mientras no tenga conciencia de sí misma. Esto se hace sobretodo por señalar a las otras clases (lucha).

Pero es que además -siguiendo a R.Darhendorf- el conflicto lo determina la posición que se ocupe en los centros de toma de decisión.

La desigualdad es estructural porque la distribución del poder es desigual(en particular el poder político siempre ostentado/detentado por una minoría). Las élites son estructurales. Las masas seríamos todos aquellos que no poseemos poder.

Según esto la democracia radical es imposible; según esto el socialismo es estructuralmente imposible y contrario a la naturaleza.

Tenemos un problema con la traducción de la voz aramea "talya". El gran investigador protestante Joachim Jeremías dice que hace referencia tanto a "cordero" como a "siervo". Cordero sería una metáfora (como oveja); pero tal vez fuera más oportuna la voz "siervo"; y créame; se puede ser maduro y a renglón seguido someterse (aceptar un sufrimiento vicario; Isaías 53).Todo esto a cuenta de ese desprecio por el término "ovejas y pastores".

No sé; algunas cosas no las alcanzo a comprender.

SPOOK dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SPOOK dijo...

Para Dardo
”Que yo sepa "sentir" no es sinónimo de "ser". Alguien puede "sentirse" burgués sin "serlo".”
Y qué me dice con eso??, usted como Juan Palomo, hablé yo de “sentir” o de “ser”??, usted mismo se lía con usted mismo. Puede ser muy divertido pero únicamente sirve para hacer el ridículo.

”el "consumo" es una vía (falsa o no) de experimentar ser de clase media (¿falsa ideología sería esto?).”
El consumo es una via de experimentar ser consumista, y no otra cosa. Lo suyo no es solo una ideología falsa, que también, es además una forma de argumentar absolutamente vacua que puede ser apropiada en otros temas, pero en sociología no cuela.
Mire usted, gracias al Carrefour y Walt-mark todo el mundo puede hoy ser consumista, no es preciso pertenecer a la clase media. Es más, consumismo y nivel de clase social son inversamente proporcionales. Usted necesita reciclar sus estudios, solicite licencia episcopal y amplie sus textos, con el Ripalda no es suficiente.

Y en el asunto de Marx también se ha quedado algo, MUY, anticuado. Mire usted, Marx es reconocido como un gran economista. Su filosofía y su metafilosofía sobre el capitalismo así como su teoría social se ha mostrado errónea. Pero una vez salvado el peligro marxista, a partir de los años ochenta sus conceptos para analizar el capitalismo han sido restaurados en todas las escuelas de economía. Por ello le acepto que traiga a Marx como aval en temas económicos, pero en teorías sociales no vale.

No lea a Darhendorf si no sabe interpretarle. El poder de verdad en una democracia lo tienen los votantes. Los centros de decisión son eso, centros de decisión. Si pueden ser sustituidos es porque no tienen el PODER.

Y no venga con sutilezas arameas, la jerarquía de la iglesia romana es muy clara y prosaica cuando habla de ovejas para indicar a sus fieles donde está su posición.
NO, no se puede ser maduro y aceptar pastar en una doctrina infantiloide.

"No sé; algunas cosas no las alcanzo a comprender"
No acierta ni en esto, algunas no, son muchas las cosas que no comprende, y no va por buen camino.

SPOOK dijo...

Supongo que D. Javier, acostumbrado a los debates que mantengo en este blog con Dardo, no se escandalizará por la forma dura de expresión de mi anterior comentario.
Es una dureza voluntaria como expresión del rechazo que me produce su comentario:
deshonesto consigo mismo, es perfectamente consciente de que su argumentación nada tiene que ver con el tema.
y es desleal con todos los lectores, si no tiene argumentación para defender su doctrina lo correcto es reconocerlo. La pedante erución aramea muestra la falta de elegancia para aceptar su fracaso.

J. G Centeno dijo...

Faltaría más, en reiteradas ocasiones he manifestado a mis polémicos visitantes que me siento muy honrado de que tomen mi caso para dirimir sus diferencias, a mi me resulta muy instructivo ver los diferentes enfoques posibles dentro de un sistema político, que no es el que anhelo, ni siquiera me gusta, pero es con el que tengo que convivir, de manera que adelante, mis apreciados Spook y Dardo.
En cuanto a olgahumanista, mi experiencia es muy diferente. Tuve dos conocidos ligados a La Comunidad, en general al movimiento siloista. Una de ellas, compañera mía de carrera, abandonó sus estudios y se fue a vivir la reflexión del mensaje de Silo, ni su familia ni sus amigos supimos más de ella, en los últimos tiempos que la tratamos estaba como idiotizada dándole una rosa a todo aquel que pasaba por su lado. Fue al final de los años 70. El otro es un compañero de trabajo, al que todavía veo. Estuvo en La Comunidad y después en el Partido Humanista, llegó a suscribirme a un periódico que se llamaba, que curioso, El Humanista, y que, en principio, decía cosas coherentes e incluso bonitas. Lo malo fue cuando quiso abandonar la "secta" y digo bien "secta", porque su modus operandi es el característico sectario clasificado como tal por los expertos en el tema: alejamiento de la familia y amigos, explotación de índole económico, anulación de personalidad..., etc.
En cuanto a los amigos de Galapagar indignados por los pactos de gobierno municipal, tengo que decir que, que yo sepa, ninguna de las ramas de Falange (auténtica, de Las Jons, independiente,...)denominadas como tal, participa en el gobierno municipal de Galapagar. Lo más parecido que había a Falange es el anterior gobierno del Pp.

olgahumanista dijo...

Lo que comentas me parecen rarezas, tópicos y mitos. Gente con problemas, los hay en todas partes y a veces los lios vienen de antes, pero viene bien echarle la responsabilidad a otros, eso pasa.
Personalmente, no conozco ningún caso como los que relatas entre la gente que me rodea. Mi familia está estupendamente y nunca les he perdido la pista, mi personalidad también está muy saludable y de trabajo tampoco me quejo. La gente que conozco, igual que yo.
Claro que, igual somos excepciones, a lo mejor somos raros y no me he dado cuenta...
Respecto a lo de Chile, naturalmente que es cierto. Se puede verificar buscando el nombre de Tomás Hirsch (ex candidato humanista del Juntos Podemos) en wikipedia.

SPOOK dijo...

Estimado Javier
Muy agradecido por su hospitalidad.
La tolerancia que muestra con las opiniones discrepantes supongo que no le son forzadas por el nefasto sistema político en que se ve obligado a convivir. En esta bitácora puede usted fijar las condiciones a voluntad.
Por ello quiero suponer que la aceptación de interlocutores disidentes forma parte del sistema político por usted anhelado, ahí tengo que darle la razón, mi ideal coincide.
¿cree usted que debo preocuparme? ¿puede su blog ser perjudicial para mi integridad personal?