jueves, 21 de mayo de 2009

Habrá que ir a votar

¡Qué remedio!

No me extraña que se espere una altísima abstención para el 7-J. Si a los que estamos en el ajo, en mayor o menor medida, esta cita electoral, dicho lo más cursi que uno puede, nos parece una pamplina, dicho en castizo, y para los que tenemos mecanismo prostático, nos la trae pendulona, al común de los mortales, es decir a todo aquel que, a diferencia del que esto escribe, no es un freaky capaz de leerse, y que además le interese, un análisis preelectoral de las presidenciales de Chiquichiquistán , por poner un ejemplo, al común de los mortales, repito, estas elecciones europeas les motiva más bien poco.

Las versiones españolas de las grandes formaciones conservadoras, los partidos socialista y popular europeos, tampoco ponen demasiado interés en motivar al cuerpo electoral y nos van a vender el resultado en clave interna, lo cual es perfectamente lógico ya que su idea de Europa, la Europa concebida como un suculento mercado en la que los ciudadanos perdemos esa hermosa categoría, la de ciudadanos, para quedar degradados a simples consumidores, es aproximadamente la misma, estableciéndose la diferencia en matices casi imperciptibles, en la mayoría de las veces artificialmente construidos y construidos para poder justificar el que se presenten en listas diferentes. De hecho es Durao Barroso el candidato de ambos a la hora de presidir la Comisión Europea, organismo que puede ser el más parecido a un gobierno de la UE. Cualquier ciudadano medianamente informado tiene, o debería tener, claro que la diferencia en Alemania no está entre la CDU y el SPD, que de hecho gobiernan juntos, sino entre estos y Die Linke, al igual que en Francia cada vez está más clara que las posiciones diametralmente antagónicas se dan entre el partido de Carla Bruni y la izquierda transformadora, bien sea el NPA o el Frente de Izquierda, sin que quede claro cual es el papel del Partido de Martine Aubry ( o Segolène Royale según se mire ).

En cuanto a España, tal y como adelantaba al principio del párrafo anterior, han intentado convertir estos comicios en una especie de primarias, obviando que en lo que se refiere a Europa sus posiciones son análogas, sus objetivos idénticos, sin entrar a valorar los pactos que no son contra natura, aunque lo parezca, en Vascongadas y Navarra. Y han intentado diferenciarse a través de los candidatos, mucho más presentable y con aspecto europeo moderno López Aguilar que Mayor Oreja representante cualificado del núcleo duro de la derecha cerril y casposa, al que su calificación del franquismo como de época apacible coloca en su lugar exacto, lugar en el que se ubica definitivamente cuando, no sólo justifica, sino que además aplaude, la decisión de su bisabuelo, valiente mentecato, de prohibir el uso del vascuence, incluso en el ámbito doméstico. Esta identidad de objetivos, en principio en el ámbito europeo, pero solo en principio, desmoviliza al electorado y sobre todo al electorado tradicional del PSOE al que el espantajo del doberman pepero cada vez asusta menos.
Nuestro mensaje es otro, o debería serlo, nuestra propuesta para el futuro europeo poco, o nada, tiene que ver con lo que proponen PP o PSOE, o si queremos ser rigurosos Partido Popular Europeo y Partido Socialista Europeo, que tienen hasta la poca vergüenza de repartirse los cargos institucionales. Por eso tiene sentido votar La Izquierda. Por más que recientes decisiones judiciales inviten, ¡y de que manera! a quedarse durmiendo.
Habrá que hacer campaña e ir a votar.
¡Que remedio!

3 comentarios:

Carles dijo...

El bisa de la mayor oreja del PP tuvo el acierto de reconocer la incapacidad de sus descendientes para aprender dos idiomas al tiempo. Habría que hacerle un análisis de ADN, a ver si tenemos un fósil de Atapuerca andante y sin saberlo, ¡con lo que se podría sacar en un zoo, ahora que copito de nieve ya no está!
Salut. Carles.

Carles dijo...

El bisa de la mayor oreja del PP tuvo el acierto de reconocer la incapacidad de sus descendientes para aprender dos idiomas al tiempo. Habría que hacerle un análisis de ADN, a ver si tenemos un fósil de Atapuerca andante y sin saberlo, ¡con lo que se podría sacar en un zoo, ahora que copito de nieve ya no está!
Salut. Carles.

AF dijo...

Disculpe, don Carles, ¿sería muy atrevido decir que cree usted que el bisa de la mayor oreja del PP tuvo el acierto de reconocer la incapacidad de sus descendientes para aprender dos idiomas al tiempo. Habría que hacerle un análisis de ADN, a ver si tenemos un fósil de Atapuerca andante y sin saberlo, ¡con lo que se podría sacar en un zoo, ahora que copito de nieve ya no está!?

Un saludo.